¿Cómo liberar la ansiedad?

Me he dado cuenta que mucha gente piensa que yo nací siendo "zen". 

La realidad es que tengo una mente muy activa y dramática. Así que más que nacer siendo "zen" he pasado los últimos 10 años  viviendo alrededor del mundo y aprendiendo herramientas que me ayuden a disfrutar una vida en armonía, paz y felicidad. 

En esta vida moderna que va a mil por hora tenemos muchísimas presiones, demandas, estrés, distracciones, ideas de cómo debemos de vivir y de vernos... ¡Pfff! No es de extrañar que los niveles de ansiedad estén por el cielo. 

Estar embarazada ha sido una gran bendición pero también ha venido acompañado de presiones, cambios y miedos del futuro que se aproxima. Así que he tenido que aplicar las herramientas que he aprendido y ponerlas en práctica para ser una embarazada lo más "zen" posible.

Hoy les comparto consejos y herramientas que a me ayudan a liberar la ansiedad y disfrutar de mi vida en armonía. 

 

1. NO SUFRAS EN FUTURO. 

La gran mayoría de cosas que nos generan ansiedad... ¡no han pasado! Me he dado cuenta que muchas veces sufro en futuro; hay algo que va a pasar, o que creo que va a pasar a lo cual me resisto y me genera ansiedad. Muchas veces las cosas que creía ni siquiera pasan y si pasan normalmente no son tan dramáticas como me las imaginaba. Osea... ¡sufrí y tuve ansiedad innecesariamente! 

Estar en el presente es nuestro lugar más seguro para disfrutar de paz y armonía. 

Desafortunadamente tenemos el hábito de que nuestra mente este en cualquier lugar menos en el presente. Meditar es una gran herramienta que ayuda a hacer nuestra mente más moldeable y a recordarle cómo estar presente. Ponte la meta de meditar 5 minutos al día. ¡Empieza con este video! (click aquí)

 

2. ¡muévete!

Muchas veces la ansiedad viene acompañada de una sensación como de estar atrapados, estancados y hasta paralizados. Movernos es uno de los mejores antídotos. Hacer ejercicio genera endorfinas, mueve nuestra energía y puede transformar por completo la forma en que nos sentimos.

A mi me gusta hacer yoga, pilates y nadar sintiéndome sirena. El yoga además de mover tu cuerpo te ayudará a estar presente, calmar tu mente y conectar con tu respiración... ¡buenísimo para la ansiedad! Aquí tengo 3 videos con los que puedes empezar desde tu casa (click aquí, aquí y aquí). 

Aunque a veces sientas que no tienes ganas de nada, lo más importante es que des tu primer paso y empieces a moverte. 

2. CONECTA CON LA NATURALEZA

La naturaleza sana, regenera y armoniza. 

Respirar aire puro, rodearnos de verde, recibir un poco de sol, o estar en contacto con el agua puede cambiar por completo la forma en la que nos sentimos. 

Caminar descalzos en la naturaleza puede hacernos sentir regenerados y balanceados, esto es gracias a los electrones negativos de la Tierra que funcionan de manera similar a los antioxidantes (neutralizan radicales libres y reducen inflamación interna). Tener contacto con la Tierra puede sincronizar nuestro reloj biológico y nuestros ritmos psicológicos. 

Tristemente cada vez vivimos más desconectados... el tiempo que antes pasábamos en la naturaleza ha sido remplazado por el celular, la computadora, oficinas y centros comerciales. 

Después de haber vivido varios años rodeada de naturaleza ahora llevo varios meses viviendo en la Ciudad de México y la necesidad que tengo por pasar momentos en la naturaleza para regenerar es impresionante. Tengo como visión pasar una semana al mes en Valle de Bravo, probablemente en un lugar que no haya ni teléfono, ni internet... ¡ojalá que se me haga! Si no, creo que pronto me encontrarán caminando descalza por el Bosque de Chapultepec :) 

4. nútrete

El impacto que la comida tiene en nuestra mente y en nuestro estado anímico es impresionante. ¿Cómo podemos esperar sentirnos bien cuando le damos a nuestro cuerpo comida que sube y baja nuestros niveles de energía (azúcares y harinas refinadas) y está llena de químicos que nos hace adictos y generan ansiedad en nuestro cuerpo (comida procesada, glutomato monosódico y endulcorantes artificiales)? 

Comer mal y esperar sentirnos energetizados, inspirados, claros y radiantes es como ponerle diesel a un Ferrari y esperar que funcione bien. Simplemente no va a pasar. 

Los alimentos naturales están llenos de vida, de enzimas y de nutrientes que te llenarán de energía y radiancia... ¡aprovéchalos! 

Empieza con mi guía de 3 días Brilla desde adentro (solo pon tu mail y la recibirás en unos minutos). 

¡MI REGALO PARA TI! Una guía con menús, recetas y videos

 

5. REALIZA Y RECUÉRDATE QUE TODO CAMBIA.

Más allá de cual sea nuestra situación actual podemos estar seguros de que va a cambiar. 

Si observamos el universo, el mundo, a las personas, a nuestras emociones y pensamientos podemos darnos cuenta que nada es permanente, todo cambia.

Muchas veces sentimos que lo que estamos viviendo que nos provoca ansiedad es una circunstancia fija y parece que va a durar para siempre, pero esto no es verdad. ¿Cuándo has tenido la misma emoción por 24 horas? 

Se paciente y pásatela lo mejor posible en lo que las cosas cambian. 

La mejor forma de aplicar estos consejos es incorporando todos y hacerlos parte de tu vida. Entre más integral sea el cambio que hagas mejor te sentirás. 

Estar en armonía y aceptación con lo que la vida nos presenta es la mejor forma de ser felices. 

¡Tu turno! 

¿Tienes algún tip o herramienta que te ayuda a liberar la ansiedad y disfrutar de la vida? ¡Compártelo en los comentarios del final de la página! 

                                                                                                               Con amor, 

 

¡Estamos a un mes de irnos a Reconecta en Malinalco! Un fin de semana para reconectar, armonizar, profundizar, sanar y aprender. ¡Ya quedan poquitos lugares!